miércoles, 2 de noviembre de 2016

Querido "profe"

Querido 'profe'
"Querido maestro, querida maestra:

¿Quién no recuerda a sus profesores?

Piénsalo cada vez que veas esos ojitos mirándote desde su pupitre. Sólo necesitan una guía. Un modelo, alguien que les anime a seguir adelante sacando lo mejor de ellos. No culpándoles por aquello que no se les da bien. Eso ya se lo hará ver la vida. Lo que necesitan es alguien que les diga: "Claro que puedes hacerlo."

Me gustaría hacerte ver que cada niño, igual que los adultos, es diferente. Por lo que tratarlos a todos de la misma manera sería un error tan grande como tratar de atrapar las gotas de lluvia con un tamiz.

Y que, como sabes, estás trabajando con personitas muy influenciables. Una sola palabra, una idea que les transmites, brotará dentro de ellos, igual que aprenden un idioma con asombrosa facilidad. Esa semilla sigue extendiéndose, y lo interiorizan. Así que procura no utilizar términos que puedan hacerles daño, porque no se lo merecen.

Sé paciente, por favor. Adapta, en la medida en que te sea posible, y el sistema te lo permita, las clases para que no se frustre, y tenga que acudir a un psicólogo, con unos niveles de ansiedad altísimos porque nadie lo entiende.

Cuando tengas delante a un niño inquieto, quizá no tengas a un TDAH, si no a un futuro atleta.

Cuando tengas delante a un niño despistado, quizá no es que no te esté prestando atención. ¡Ojo! A lo mejor tienes delante a un futuro escritor que, simplemente, está imaginando sus mundos.

Cuando tengas delante a un niño que habla mucho, quizá estés en presencia de un futuro showman. Un cómico, o un actor. Mándalo derecho a clases de teatro, ¡seguro que le vendrá genial!

Si tienes delante a un niño que sabe mucho, anímale a seguir leyendo. Recomiéndale cuentos, historias, novelas, ¡lo que sea!

Querido maestro, el tiempo que pasas con esos niños para ti es muy pequeño, en proporción al resto de tu vida. Pero para ellos un año de vida es, en proporción, una parte muy importante. Así que lo que tú hagas o digas les influirá de una manera que no puedes ni imaginar. "

Mis palabras no son para esos maestros que ya hacen una labor extraordinaria con los niños, e incluso con los adultos que, por la razón que sea, tratamos con ellos. Porque son personas que inspiran y son fundamentales en la vida de un niño. Y, a ellos, les doy las gracias por hacerlo posible en un sistema rígido que les dificulta trabajar con la individualidad y el potencial de cada niño.

Texto elaborado por Uxia Domínguez

Fuente: Huffingtonpost 

lunes, 3 de octubre de 2016

Recado

EL RECADO
(Elena Poniatowska)

Vine Martín, y no estás. Me he sentado en el peldaño de tu casa, recargada en tu puerta y pienso que en algún lugar de la ciudad, por una onda que cruza el aire, debes intuir que aquí estoy. Es este tu pedacito de jardín; tu mimosa se inclina hacia afuera y los niños al pasar le arranzan las ramas más accesibles... En la tierra, sembradas alrededor del muro, muy rectilíneas y serias veo unas flores que tienen hojas como espadas. Son azul marino, parecen soldados. Son muy graves, muy honestas. Tú también eres un soldado. Marchas por la vida, uno, dos, uno, dos... Todo tu jardín es sólido, es como tú, tiene una reciedumbre que inspira confianza. 

    Aquí estoy contra el muro de tu casa, así como estoy a veces contra el muro de tu espalda. El sol da también contra el vidrio de tus ventanas y poco a poco se debilita porque ya es tarde. El cielo enrojecido ha calentado tu madreselva y su olor se vuelve aún más penetrante. Es el atardecer. El día va a decaer. Tu vecina pasa. No sé si me habrá visto. Va a regar su pedazo de jardín. Recuerdo que ella te trae una sopa cuando estás enfermo y que su hija te pone inyecciones... Pienso en ti muy despacio, como si te dibujara dentro de mí y quedaras allí grabado. Quisiera tener la certeza de que te voy a ver mañana y pasado mañana y siempre en una cadena ininterrumpida de días; que podré mirarte lentamente aunque ya me sé cada rinconcito de tu rostro; que nada entre nosotros ha sido provisional o un accidente. 

    Estoy inclinada ante una hoja de papel y te escribo todo esto y pienso que ahora, en alguna cuadra donde camines apresurado, decidido como sueles hacerlo, en alguna de esas calles por donde te imagino siempre: Donceles y Cinco de Febrero o Venustiano Carranza, en alguna de esas banquetas grises y monocordes rotas sólo por el remolino de gente que va a tomar el camión, has de saber dentro de tí que te espero. Vine nada más a decirte que te quiero y como no estás te lo escribo. Ya casi no puedo escribir porque ya se fue el sol y no sé bien a bien lo que te pongo. Afuera pasan más niños, corriendo. Y una señora con una olla advierte irritada: "No me sacudas la mano porque voy a tirar la leche..." Y dejo este lápiz, Martín, y dejo la hoja rayada y dejo que mis brazos cuelguen inútilmente a lo largo de mi cuerpo y te espero. Pienso que te hubiera querido abrazar. A veces quisiera ser más vieja porque la juventud lleva en sí, la imperiosa, la implacable necesidad de relacionarlo todo con el amor. 

    Ladra un perro; ladra agresivamente. Creo que es hora de irme. Dentro de poco vendrá la vecina a prender la luz de tu casa; ella tiene llave y encenderá el foco de la recámara que da hacia afuera porque en esta colonia asaltan mucho, roban mucho. A los pobres les roban mucho; los pobres se roban entre sí... Sabes, desde mi infancia me he sentado así a esperar, siempre fui dócil, porque te esperaba. Sé que todas las mujeres aguardan. Aguardan la vida futura, todas esas imágenes forjadas en la soledad, todo ese bosque que camina hacia ellas; toda esa inmensa promesa que es el hombre; una granada que de pronto se abre y muestra sus granos rojos, lustrosos; una granada como una boca pulposa de mil gajos. Más tarde esas horas vividas en la imaginación, hechas horas reales, tendrán que cobrar peso y tamaño y crudeza. Todos estamos --oh mi amor-- tan llenos de retratos interiores, tan llenos de paisajes no vividos.

    Ha caído la noche y ya casi no veo lo que estoy borroneando en la hoja rayada. Ya no percibo las letras. Allí donde no le entiendas en los espacios blancos, en los huecos, pon: "Te quiero..." No sé si voy a echar esta hoja debajo de la puerta, no sé. Me has dado un tal respeto de ti mismo... Quizá ahora que me vaya, sólo pase a pedirle a la vecina que te dé el recado: que te diga que vine. 


martes, 17 de mayo de 2016

“La literatura como alegría y salvación en el arte de educar”

Imparte Fernando Savater ponencia “La literatura como alegría y salvación en el arte de educar”

La literatura sirve para multiplicar nuestra alma, aseguró en la Universidad Autónoma de Aguascalientes


La educación capacita a los seres humanos para intervenir en la vida política de un país, sostuvo Fernando Savater. Durante la conferencia magistral “La literatura como alegría y salvación en el arte de educar”, que el escritor de origen español dictó en la Universidad Autónoma de Aguascalientes, dijo que la democracia convierte en políticos a todos los ciudadanos y por eso es importante educarlos.

En el salón de usos múltiples, declaró que educar es formar seres humanos completos, porque dicho acto busca perpetuar lo que considera verdaderamente humano: “Nos hacemos humanos unos a otros, repartimos humanidad a nuestro alrededor y la recibimos de los demás”.

Recalcó que la ciudadanía no es definida por la tierra o los componentes naturales, sino que se transmite por el estado de derecho, la constitución democrática y las leyes de un país.

La democracia obliga a educar como si cada ciudadano fuera a ser gobernante, por lo que consideró que no debe restringirse sólo a los sectores que pueden pagarla, pues esto representa una amenaza para la sociedad: “La educación es lo que lucha contra esa fatalidad que hace que el pobre siempre tenga que tener hijos pobres y que el ignorante siempre tenga que tener hijos ignorantes”.

Agregó que la humanidad está unida por las semejanzas que trascienden a los rasgos individualistas que mandatan las tradiciones. Por eso se congratuló de que la Universidad Autónoma de Aguascalientes se permitiera el acogimiento de jóvenes sirios, a resguardo de los problemas bélicos que sufre su país.

Para Savater, aunque la vida del ser humano sea delimitada por las decisiones que éste asume a lo largo de su vida “la literatura sirve para multiplicar nuestra alma” al desplegar posibilidades para escapar de la estrechez y aventurarse en perspectivas distintos a las que se han elegido.

“La persona que sabe leer, que se aficiona a la alegría de la lectura, tiene unos goces extraordinarios y además a muy poco precio. El mundo está lleno de diversiones caras. Cuanto más inculta es una persona, más dinero necesita para pasar los fines de semana, porque como no fabrica nada, no produce nada, todo lo tiene que comprar. Mientras que una persona con un cierto nivel de cultura, con la conversación, un libro o una música puede pasar el tiempo de una manera enriquecedora, la riqueza que nos dan los libros es una riqueza real más duradera y limpia que las que se tienen.”

El filósofo también destacó el papel de las humanidades -literatura, filosofía, historia- que si bien son en apariencia menos rentables que las ciencias aplicadas, permiten a los estudiosos reconocer el para qué de sus esfuerzos y así evitar estancarse en la minucia cotidiana.

Cuestionado por los espectadores acerca del papel de las nuevas tecnologías, anotó que los nuevos soportes para la lectura, como smartphones y tablets, son de gran apoyo para esta actividad, siempre y cuando estos instrumentos no se transformen en un fin mismo.

Además se dijo partidario de la literatura de entretenimiento, toda vez que “el verbo leer no soporta la voz imperativa”.

Entre los presentes en la ponencia estuvieron el rector de la institución, Mario Andrade Cervantes; el ex rector y profesor emérito, Alfonso Pérez Romo; el decano del Centro de Ciencias Sociales y Humanidades, Daniel Eudave Muñoz y el decano del Centro de las Artes y la Cultura, José Luis García Ruvalcaba.

Fernando Fernández-Savater Martín ha dedicado su trayectoria a la reflexión sobre la ética. Entre sus más reconocidas obras se encuentran Ética para Amador, El contenido de la felicidad, La música de las letras y Aquí viven leones.

Fuente: La Jornada

martes, 12 de abril de 2016

SEMINARIO SOBRE “LOS EBOOKS EN EL PERÚ”

Todo lo que deberías saber acerca de los libros digitales

La Municipalidad de Miraflores y el Centro Cultural Libros Peruanos han decidido organizar el Seminario sobre “Los e-books en el Perú” - Todo lo que deberías saber acerca de los libros digitales, como parte de las actividades del Plan Municipal del Libro y la Lectura, correspondiente al presente año, y en marco de las celebraciones por el Día del Libro.

El Plan Municipal tiene como una de sus líneas de acción el fomento y la articulación de la cadena del libro en Miraflores y prevé, entre otras actividades,  la “capacitación  para la gestión editorial en formato físico y digital”.

Este seminario se realiza en un momento en que el interés por el e-book, conocido también como libro electrónico o libro digital, comienza a despertarse en el Perú. Lo evidencia el surgimiento de librerías virtuales y de editoras de libros digitales, y el número cada vez mayor de escritores que apuestan por él y de lectores que se animan leer e-books.

Todos estos actores  de la cadena del e-book estarán representados en el seminario no sólo para contar sus experiencias sino darnos  sus puntos de vista sobre las potencialidades del libro digital y lo que correspondería hacer para darle impulso.

Todos ellos han apostado por el libro electrónico no obstante que son conscientes que el mercado del e-book en el Perú es muy reducido (según estimaciones de los expertos, sólo mueve cuatro millones de dólares por año) y que el número de lectores es también pequeño.

En efecto, la encuesta 'Libros y hábitos de lectura', realizada por el Instituto de Opinión Pública (IOP) de la Pontificia Universidad Católica del Perú en septiembre de 2015, revela que el 60% de los  jóvenes de 18 a 29 años nunca ha oído hablar alguna vez de los llamados e-books. Asimismo, muestra que solo el 27 % de los entrevistados ha leído total  o parcialmente un libro en formato digital.

OBJETIVO GENERAL

El seminario tiene como objetivo promover en el Perú el uso del libro digital o e-book y, al mismo tiempo, impulsar su edición, publicación y distribución, con miras a contribuir al desarrollo de la industria y el libro peruano.

OBJETIVOS ESPECÍFICOS

Presentar la publicación y distribución de e-books como un nuevo modelo de negocio del sector editorial peruano
Contribuir a que los escritores vean en el e-book una nueva vía para acercar sus creaciones al usuario final: el lector
Ofrecer a los lectores la posibilidad de comprar libros en cualquier formato
Exponer el significado de la autopublicación

DIRIGIDO A:

A todo tipo de público, en especial a los integrantes de la cadena del libro: escritores, editores, lectores, así como a emprendedores  y personas interesadas en la edición de contenidos digitales.

DÍA Y HORA:

El seminario se realizará el jueves, 21 de abril, de 2016, de 9:00 a. m. a 1.30 p. m.

LUGAR:

Auditorio del Centro Cultural Ricardo Palma, Miraflores


PROGRAMA

INAUGURACIÓN

9:00 – 9.15
Palabras de Virginia Vilchez, Directora de Librosperuanos.com
Palabras del representante de la Municipalidad de Miraflores

9.20 a 9.40  
Conferencia 1: El libro electrónico, nuevo modelo de negocio del sector editorial peruano
A cargo de Silvano Gozzer, socio fundador de consultora Anatomía de red y representante de la distribuidora de libros electrónicos Bookwire en el Perú.

9:40 a 10:00 
Conferencia 2: La autopublicación  de libros electrónicos
A cargo de Eugenia Mont Farfán, socia y directora editorial de Saxo/Yo Publico

10:00 a 10:20
Conferencia 3: Interrogantes en torno a la publicación, compra, venta y distribución de e-books
A cargo de cargo de Daniel Hurtado, creador y actual director de PeruBookstore.com y PerueBooks.com,  tienda peruana de libros digitales. 

10:20 a 10:40
Conferencia 4: La importancia de los e-books para los escritores

Conferencia a cargo de Fietta Farque, actual directora y fundadora de la librería digital “Kiputeca” y de la editorial de libros digitales “PLibros”

10:40 a 11:10 Diálogo con los asistentes

11:10 a 11:30 Refrigerio


11:30 a 12:00 
Panel: Presentación de experiencias en el Perú
IEP – Odín del Pozo, jefe del Fondo Editorial 
PUCP – Lizbeth Alvarado Campos, coordinadora de Marketing y Comunicaciones del Fondo Editorial PUCP 
Grupo Editorial Penguin Random House – Anahí Barrionuevo, directora literaria
LibrosPeruanos.com – Prisea Vilchez, editora 
CreaLibros.com – Daniel Hurtado, director

12:15 a 1:00 Debate y respuesta a preguntas de los asistentes

Texto enviado por el equipo de Libros Peruanos

Presentación de Kindle
(Fotografía de @rofacio)

Libro "La civilización del espectáculo" de Mario Vargas Llosa
(Fotografía de @rofacio)

domingo, 27 de marzo de 2016

Presentación del libro "Obras de Teatro Escolar"

Waytay invita a la presentación de libro “Obras de Teatro Escolar”
En al marco por el Día mundial del teatro, se presenta el Libro “Obras de Teatro Escolar”, del autor Javier Maraví, Director del Centro Cultural Waytay.
El prólogo y presentación estará a cargo del Maestro e Investigador, Ernesto Ráez Mendiola. Así mismo por la Periodista y Escritora, Mary Soto y el Director de Edición Esteban Quiroz de Lluvia Editores.
Representación de fragmentos de las obras, elenco Waytay.

¿Cuándo?
Viernes 01 de abril

¿Dónde?
Casa de la Literatura Peruana, Jirón Ancash 207, costado del palacio de Gobierno, Centro Histórico de Lima.

¿A qué hora? 
6.30 p.m.

De parte del autor: "Millón de gracias, Vayan temprano… los esperamos!!!"

Libro "Obras de Teatro Escolar"


Texto: Tomado de invitación de Javier Maraví
Foto: Tomado del perfil de facebook de Casa de la Literatura Peruana

lunes, 21 de marzo de 2016

Día Internacional del Libro Infantil 2016

ÉRASE UNA VEZ…

Érase una vez una… ¿Princesa? No.
Érase una vez una biblioteca. Y érase también una vez una niña llamada Luisa que fue a la biblioteca por primera vez. La niña caminaba despacio, tirando de una mochila de rueditas enoooorme. Observaba todo con admiración: estantes y más estantes repletos de libros. 

Mesas, sillas, almohadas de colores, dibujos y carteles en las paredes.
— Traje la foto — le dijo tímidamente a la bibliotecaria.
— ¡Muy bien Luisa! Voy a inscribirte. Mientras tanto puedes ir escogiendo el libro. ¿Sabes que puedes llevarte un libro a casa?
— ¿Uno sólo? — Preguntó decepcionada.

En ese mismo instante sonó el teléfono y la bibliotecaria dejó a la niña con la tan difícil tarea de elegir un único libro en la infinidad de estantes. Luisa arrastró su mochila y buscó, buscó hasta que encontró su libro favorito: Blancanieves. Se trataba de una edición de tapa dura, con hermosas ilustraciones. Con el libro en la mano empujó su mochila de nuevo y, cuando ya estaba a punto de salir salir, alguien le tocó el hombro. La niña se dio la vuelta y casi se cae para atrás del susto: nada más y nada menos era el Gato con Botas con su libro en la mano, ¡digo, entre las patas!
— Buenos días, ¿Cómo estás? — le dijo haciendo una reverencia.
— Luisa, ¿Acaso no te sabes de memoria todas esas historias de princesas? ¿Por qué no te llevas mi libro El Gato con Botas, que es mucho más divertido? 
Luisa con la boca abierta no sabía qué decir.
— ¿Qué te pasa? ¿Te comió la lengua el gato? — Bromeó.
— ¿Eres el Gato con Botas de verdad, verdad?
— ¡Si, en persona, digo, de carne y hueso! Llévame a tu casa y sabrás todo sobre mi historia y la del Marqués de Carabas. 

La niña, de tan perpleja, solo conseguía asentir con la cabeza. El Gato con Botas, con un toque de magia regresó a su libro y, cuando Luisa estaba a punto de salir de la biblioteca, volvió a sentir un toque en el hombro. Era ella: "blanca como la nieve, colorada como la sangre y con cabellos negros como el ébano". ¿Adivinaste?
— ¡¿Blancanieves!? — dijo Luisa anonadada.
— Luisa, llévame contigo también. Esta edición — dijo mostrándole su propio libro — es una adaptación auténtica del cuento de los hermanos Grimm. 
Cuando la niña estaba a punto de coger el libro, el Gato con Botas apareció molesto:
— Blancanieves, Luisa ya escogió. Vete con tus seis enanos.
— ¡Son siete y no seis! ¡ Y ella aún no ha escogido! — le dijo Blancanieves roja de cólera. 
Los dos miraban a la niña esperando una respuesta: 
— No sé cuál llevar...quería llevármelos todos... 
De repente, sucedió algo increíble: fueron saliendo de los libros… Cenicienta, Caperucita Roja, Rapunzel. Un equipo completo de princesas de verdad: 
— Luisa llévame a tu casa — le suplicaban todas. 
— Yo sólo necesito una cama para dormir un rato — dijo la Bella Durmiente mientras bostezaba.
— Solo cien años — dijo el Gato burlándose.
— Puedo limpiar tu casa, pero de noche tengo una fiesta en el castillo del ....
— ¡Príncipe! — gritaron todos.
— En mi cesta tengo torta y vino. ¿Quién quiere? — Ofreció Caperucita.
Y continuaron apareciendo más personajes: el Patito Feo, la Vendedora de Fósforos, el Soldadito de Plomo y la Bailarina: 
— ¿Luisa podemos ir contigo? Somos los personajes de Andersen — pidió el Patito Feo que tan feo… no era.
— ¿ Tu casa está calentita? — preguntó la Vendedora de los Fósforos.
De repente, delante de todos, apareció un lobo enorme, peludo, muy peludo, con los dientes afilados: ¡El lobo feroz!
— Lobo ¿por qué tienes esa boca tan grande? — le preguntó Caperucita por costumbre.
— Yo les protejo — dijo valientemente el Soldadito de Plomo. 
El Lobo abrió la boca y… ¿Se los comió a todos? No. Solo bostezó de tanto sueño y les dijo con calma:
— Tranquilos. Sólo quería darles una idea. Luisa se lleva el libro de Blancanieves y nosotros entramos en su mochila que es muy grande.
A todos les gustó su idea.
— ¿Luisa nos dejas ir contigo?
— ¡Claro que sí! — Dijo Luisa abriendo la mochila.
Los personajes hicieron fila y fueron entrando uno a uno: 
— ¡Primero las princesas! — dijo la Cenicienta.
Al final aparecieron también los personajes brasileños: el Sací, el Caipora, una muñeca de tela que no para de hablar, un niño muy loquito, una niña con una cartera amarilla, otra con la foto de su bisabuela pegada al cuerpo, un pequeño rey mandón. Todos entraron.
La mochila pesaba más que nunca. ¡Cómo pesan los personajes! Luisa llevo el libro de Blancanieves y la bibliotecaria anotó todo en su ficha.
Poco después la niña llegó a casa feliz. Su mamá le preguntó desde la cocina.
— ¿Hija, llegaste? 
— Síííí, mami, llegamos.

Escrito por Luciana Sandroni
Traducido por Elisa Toledo
Revisado por María Sampayo Bouza
Ilustrado por Ziraldo

Tomado de: Oepli

lunes, 9 de noviembre de 2015

33 libros bien llevados al cine

33 libros bien llevados al cine 

Año- Título de la película - Título del libro - Autor 


2011. Los descendientes-  Los descendientes, de Kaui Hart Hemmings.
2010. La red social-  Multimillonarios por accidente, de Ben Mezrich.
2009. Precious-  Push, de Sapphire.
2008. Slumdog Millionaire-  ¿Quiere ser millonario?, de Vikas Swarup.
2007. No es país para viejos-  No es país para viejos de Cormac McCarthy.
2005. Brokeback Mountain (En terreno vedado)- Brokeback Mountain, de Annie Proulx.
2003. El Señor de los Anillos: el retorno del Rey- El señor de los anillos III, de J. R. R. Tolkien.
2002. El pianista-  El pianista del gueto de Varsovia, de Władysław Szpilman.
1999. Las normas de la casa de la sidra- Las normas de la casa de la sidra, de John Irving.
1997. L.A. Confidential - L.A. Confidencial, de James Ellroy.
1995. Sentido y sensibilidad- Sentido y sensibilidad, de Jane Austen.
1994. Forrest Gump-  Forrest Gump, de Winston Groom.
1993. La lista de Schindler. La lista de Schindler, de Thomas Keneally.
1992. Regreso a Howards End. Regreso a Howards End, de E. Morgan Forster.
1991. El silencio de los corderos- El silencio de los corderos, de Thomas Harris.
1990. Bailando con lobos- Bailando con lobos, de Michael Blake.
1988. Las amistades peligrosas- Las amistades peligrosas, de Pierre Choderlos de Laclos.
1986. Una habitación con vistas- Una habitación con vistas, de E. Morgan Forster.
1985. Memorias de África- Memorias de África, de Isak Dinesen.
1978. El expreso de medianoche- Expreso de medianoche, de B. Hayes y W. Hoffer
1975. Alguien voló sobre el nido del cuco- Alguien voló sobre el nido del cuco, de Ken Kesey.
1974. El Padrino II- El padrino, de Mario Puzo.
1973. El exorcista- El exorcista, de William Peter Blatty.
1972. El Padrino- El padrino, de Mario Puzo.
1965. Doctor Zhivago- Doctor Zhivago, de Boris Pasternak.
1963. Tom Jones- Tom Jones, de Henry Fielding.
1962. Matar a un ruiseñor- Matar a un ruiseñor, de Harper Lee.
1957. El puente sobre el río Kwai- El puente sobre el río Kwai ,de Pierre Boulle.
1956. La vuelta al mundo en 80 días- La vuelta al mundo en 80 días, Julio Verne.
1939. Lo que el viento se llevó- Lo que el viento se llevó, de Margaret Mitchell.
1938. Pigmalión-. Pigmalión, de George Bernard Shaw.
1933. Mujercitas- Mujercitas, de Louisa May Alcott.
1931. Cimarrón- Cimarrón, de Edna Ferber.

Fuente: Mr. Davidmore